Por Mauro Huerta

 Quebec se prepara para redescubrir el hilo negro en materia de inmigración. Después de 25 años de aplicar las actuales políticas públicas, el gobierno liberal de Quebec descubre que es tiempo de poner en tela de juicio el modelo de inmigración, de examinar la manera en que Quebec selecciona sus inmigrantes y su integración al mercado laboral.

Afín de dar curso a esta gran reforma, la Ministra de Inmigración, Kathleen Wiel, iniciará la última semana de enero un maratón de consultas que se prevé durarán todo lo que resta del invierno y la primavera, de dicha consulta tendremos una nueva política y un plan de acción, ¿cuál será el costo para los contribuyentes de esta loable investigación?

La Ministra Weil, dice que está inspirada en el modelo canadiense y que el punto central de la reforma será el aspecto económico, para lograr una mejor adecuación entre el reclutamiento de los inmigrantes  y las necesidades de mano de obra. Aquí la pregunta sería, ¿en que está basada la actual política migratoria?, Atole con el dedo…

En fin, después de consultas y más consultas, tendremos para fines del otoño, un proyecto de ley que la ministra va a presentar a la Asamblea Nacional a fin de modernizar la ley actual, la pregunta es si su ley tomará en cuenta las voces de los expertos, o sólo son pan y circo, pues estoy seguro de que la ley va a resultar la misma gata pero revolcada.

Cada año Quebec recibe alrededor de 50 mil nuevos inmigrantes, de los cuales más del 75% se instalan en la región del gran Montreal, las pregunta es si el gobierno de Quebec asumirá que esta provincia no tiene la capacidad para integrar ese número de inmigrantes, pues los servicios públicos están al borde del colapso.

De los ciudadanos de a pie, quien no se ha quedado más de 45 minutos esperando el bus con un frio espantoso, o perdido todo un día en el médico para que al final te manden a la casa con un mejoralito, o los que tienen automóvil, atrapados en un tráfico absurdo porque todo el año las avenidas están en obra, una y otra vez.

Mucho ojo, este último miércoles de enero empiezan las consultas, a ver con que jalada nos salen.